El Modernismo en Colombia

Dice Sanín Cano:

El lector modernista no es erudito. Los libros que reúne en su biblioteca no forman un ordenado sistema de autoridades, sino algo más sutil y menos previsible, un arabesco de afinidades electivas, un capricho que tejen por igual la ansiedad y el azar. En muchas ocasiones, la crítica literaria ha hecho el inventario de estos libros con el objeto de encontrar el patrón que los gobierna. A propósito de Sanín Cano, Rafael Maya cita, por ejemplo, las obras de Federico Nietzsche, la Vida de Jesús de Ernest Renan, los estudios psicológicos de Paul Bourget y los paisajes sentimentales de Maurice Barres. A propósito de Guillermo Valencia, René Uribe Ferrer menciona el romanticismo de Victor Hugo y el parnasianismo de Leconte de l’Isle. La obra poética de José Eustasio Rivera se asocia a los Trofeos de José María de Hérédia y la de Eduardo Castillo a las de Albert Victor Samain, Paul Verlaine y Francis Jammes. Todos estos autores (y muchos más) han permitido documentar o catalogar la suma de influencias que los modernistas recibieron de otras culturas. Sin embargo, los catálogos de influencias suelen pasar por alto la actitud con que fueron recibidas: es indudable que el lector modernista frecuentó la literatura francesa y que se inclinó con admiración ante las obras de parnasianos y simbolistas, pero en sus páginas no buscó un auctoritas o la reiteración de una vieja verdad ya conocida. Su voracidad iba tras algo más singular, algo que emparentaba su figura de lector a la del viajero: la novedad de las ideas

Historia de la poesía colombiana (casa de Poesía Silva, 2012), pág 113

El escritor J. Eduardo Jaramillo Zuluaga nos muestra un panorama general del modernismo en Colombia. Además nos presenta una semblanza de los poetas representativos de este periodo histórico: Guillermo Valencia, José Eustasio Rivera, Eduardo Castillo, Porfirio Barba-Jacob y Luis Carlos López.

Compartimos con ustedes el capítulo VIII de la Historia de la poesía colombiana. Puede consultar este material en nuestra biblioteca con la signatura topográfica: A861 / H377c

Deja un comentario